21 mayo, 2020

¿Cómo puedo reducir mi huella de carbono?

El mundo en el que vivimos, cada vez nos deja más claro el daño ambiental que ha sufrido a lo largo de los años a causa de las diferentes civilizaciones y los avances industriales, que han sido considerados como el punto de origen de daños irreparables al ecosistema, sin embargo, existen mecanismos como la huella de carbono, datos que permiten accionar un cambio individual que genere un impacto positivo.

 

La huella de carbono se puede definir como un instrumento diseñado para medir el impacto ambiental que un individuo puede producir en su entorno, este indicador ambiental permite conocer los niveles de gases que puede emanar una persona con sus actividades diarias, así como algún evento o industria. El principal objeto de estudio de la huella de carbono son las concentraciones atmosféricas del dióxido de carbono proveniente de la actividad humana.

 

Sin duda, la huella de carbono, es la prueba más tangible del impacto negativo que causan diferentes actividades humanas como la combustión de combustibles fósiles, siendo el carbón, el petróleo y el gas natural los más utilizados, así como la cría de animales, la deforestación, y erosión del suelo. Actividades que producen una gran cantidad de gases como vapor de agua, dióxido de carbono, metano y óxidos de nitrógeno que impiden la circulación del aire.

 

Los clorofluorocarbonos y el ozono también son gases provenientes de las diversas actividades humanas, que se pueden medir a través del recuento de gases GEI o gases efecto invernadero, que permite obtener la huella de carbono de cada persona, es por ello que se recomienda cambiar ciertos hábitos que puedan frenar la emisión de este tipo de gases, aplicando iniciativas que lleven al consumo consciente y a la utilización de fuentes de energía renovables.

Hábitos caseros para reducir nuestra huella de carbono

 

Pequeños cambios en nuestros hábitos de consumo pueden reducir considerablemente la huella de carbono que cada persona emite, empezando por analizar las cadenas de consumo. Por ejemplo, si optamos por consumir productos locales, estaremos evitando los traslados de grandes mercancías que generan grandes emisiones de carbono. Otra medida sencilla es dejar de usar bolsas de plástico, que pueden tardar 150 años en degradarse.

 

El consumo de carnes rojas también es un indicador que incide directamente en la huella de carbono, en el caso de las vacas y otros animales de consumo, sus desechos desprenden una cantidad de metano superior a la de los sistemas de transporte, por lo que su crianza y posterior consumo es contraproducente para los humanos. Las alternativas vegetarianas pueden ser un buen sustituto, además de ser mucho más saludable.

 

En el hogar también se pueden aplicar pequeños cambios para reducir la huella de carbono, empezando por sustituir los focos regulares por focos ahorradores, que permiten una disminución significativa del consumo eléctrico. Mientras que otro truco puede ser desconectar los electrodomésticos que no se usen, ya que algunos consumen energía con el solo hecho de estar conectados.

Reducir, reutilizar y reciclar, las claves de la huella de carbono

 

La estrategia de las tres R, que se refiere a reducir, reutilizar y reciclar, puede ser fundamental para minimizar el impacto de la huella de carbono que deja cada persona. Empezando por reducir el consumo de recursos como el agua, un líquido necesario para el ser humano, pero que, sin embargo, no es de acceso para toda la población. Por otra parte, la política de reutilizar también permite disminuir considerablemente la emisión de gases.

 

Si descartamos el plástico del día a día, podríamos darle espacio a materiales como el vidrio y los utensilios de metales, que se pueden reutilizar un sinfín de veces sin generar desechos. El reciclaje y las campañas de clasificación de desechos serán iniciativas inteligentes que podrán generar cambios culturales a la hora de afrontar los cambios ambientales, como consecuencias que deja en el planeta la huella de carbono de sus habitantes.

Comparte este post en redes sociales

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin

Utilizamos cookies propias para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso.